Novedades del sector

The Mulligan Factory con la colaboración de La Peñaza Golf y el Escorpion lanza un nuevo sistema de inscripciones on line

The Mulligan Factory, conocida también como la creadora de Clapphouse ha lanzado un nuevo sistema que permite a los clubs de golf automatizar al máximo la operativa de gestión de inscripciones a torneos a la vez que incorporar todo tipo de innovaciones al proceso de inscripción para transformar la experiencia del jugador y generar ingresos adicionales. Este sistema, el cual forma parte de la propuesta de valor de la solución Clapphouse, es hoy una realidad gracias a la apuesta decidida del Real Club de Golf La Peñaza y del Club de Golf Escorpión, clubs pioneros que han financiado su desarrollo como parte del nuevo modelo de Co-Desarrollo Tecnológico (CODETEC) lanzado por The Mulligan Factory a finales de 2018, y que empezarán a desplegar próximamente esta nueva funcionalidad entre sus socios.

‘Inscripciones Pro’, nombre que recibe el nuevo sistema de inscripciones, ofrece a los clubs de golf que utilizan Clapphouse una solución únicapara aquellos casos en los que:

  • Es necesario gestionar una mayor complejidad en la operativa de gestión de inscripciones de un torneo (ej., existencia de cupos concretos para distintos turnos)
  • El club desea innovar gamificando el proceso de inscripción en sí y habilitando nuevos modelos de negocio para una mayor monetización de los torneos organizados

Para el desarrollo de esta nueva funcionalidad, la factoría ha integrado de manera estrecha la solución Clapphouse con distintas soluciones especializadas en la creación de todo tipo de formularios on line, aprovechando así lo mejor de cada una de ellas sin necesidad de reinventar la rueda.

“Queríamos lanzar un sistema alternativo de gestión de inscripciones online que permitiera a los clubs de golf solucionar las múltiples necesidades que los sistemas existentes, debido a su rigidez, no han sido capaces de satisfacer hasta la fecha. Desde un inicio descartamos la posibilidad de desarrollar nosotros mismos un sistema de inscripciones de cero, puesto que la inversión necesaria sería mayúscula y ya existen en el mercado soluciones que permiten cubrir dichas necesidades de manera óptima. Es por ello que optamos por integrar Clapphouse con distintas soluciones de terceros como Jotform como estrategia para ofrecer una solución de gestión de inscripciones revolucionaria ya a día de hoy a la vez que aseguramos que ésta pueda seguir sorprendiendo en un futuro a medida que tanto Clapphouse como las distintas soluciones especializadas en la creación y gestión de formularios ‘on line’ van evolucionando e innovando”, comenta Lluís Llavina, cofundador y Chief Lab Officer de The Mulligan Factory.

El nuevo módulo ‘Inscripciones Pro’ se centra en facilitar y transformar el proceso de inscripción, dejando la gestión de otras fases posteriores del torneo a los distintos sistemas existentes especializados en la gestión de competiciones de golf como el sistema COMPwin de la suite iMaster.golf, y que ya realizan un muy buen trabajo en dichas fases. Algunas de las funcionalidades más destacadas del nuevo sistemaincorporado en Clapphouse son las siguientes:

  • Gestión automatizada de cupos (ej., selección de turnos) y stocks (ej., alquiler de buggies)
  • Gestión semi-automatizada de listas de espera con control de posición en la cola
  • Posibilidad de personalizar cualquier aspecto del formulario de inscripción
  • Posibilidad de crear decenas de preguntas con formatos tradicionales y otros más disruptivos
  • Posibilidad de incorporar distintos juegos en el proceso de inscripción (ej., porras)
  • Posibilidad de cobrar las inscripciones y vender otro tipo de productos y servicios
  • Mayor fiabilidad de los datos de los jugadores inscritos gracias a la integración con Clapphouse
  • Envío de alertas en tiempo real a los distintos jugadores inscritos a través de la app
  • Potenciación de las inscripciones entre los amigos conectados en Clapphouse
  • Posibilidad por parte del usuario de inscribir fácilmente a otros jugadores vía app
  • Una única solución para gestionar inscripciones vía Clapphouse, la web del club y recepción
  • Exportación de los datos para posterior importación en el sistema de competición del club
  • Posibilidad de llevar a cabo integraciones adicionales con otras herramientas (ej. Google Drive)
  • Soporte tanto para torneos en formato individual como en formato de parejas

El nuevo sistema ‘Inscripciones Pro’ habilita un nuevo universo de posibilidades a la hora de gestionar las inscripciones y utilizar dicho proceso para entretener al jugador y lanzar todo tipo de acciones disruptivas a nivel comercial.

“En La Peñaza fuimos pioneros en el despliegue de la aplicación Clapphouse y quisimos dar un paso más participando de forma activa en el desarrollo del nuevo módulo de inscripciones a torneos. Un potente módulo que se adapta a las exigencias de nuestro nivel de experiencia digital, y a través del cual tenemos pensado ir introduciendo progresivamente aspectos disruptivos de gamificación”, comenta Pablo Menéndez, director del RCG La Peñaza.

En la actualidad, ‘Inscripciones Pro’ está disponible en exclusiva para clientes de Clapphouse, y bajo un modelo de ‘complemento de pago’.Para cada club interesado, The Mulligan Factory se encarga de la puesta a punto del entorno y de la creación, configuración, personalización e integración de los distintos formularios de inscripción. El coste de alta de esta nueva funcionalidad oscila entorno a los cuatrocientos euros, y depende de los requerimientos del club. Adicionalmente, la factoría cobra 0’25 € por la gestión de cada inscripción confirmada al cierre de las inscripciones.

“Para un torneo tipo con cien inscritos, el coste asociado a la gestión avanzada de las inscripciones oscilaría en torno a los veinticinco euros, independientemente del precio de la inscripción. Consideramos que este coste, consensuado con los clubs pioneros que nos han ayudado a desarrollar esta nueva funcionalidad, es muy razonable, y que el retorno obtenido de la solución supera con creces la inversión inicial realizada así como su coste para cada torneo en particular. El espíritu ha sido, una vez más, facilitar al sector en general el poder transformarse y empezar a llevar a cabo una gestión de inscripciones más avanzada sin grandes complejidades, a la vez que implementamos la base de cara a colaborar con los clubs en iniciativas de gamificación más disruptivas”, amplia Lluís Llavina.